vinilo solar

Porque no solo tenemos que ceñirnos a los cinturones de seguridad y las medidas que tomamos activas y pasivas para realizar una travesía segura. Hay cosas que podemos optar por hacer antes de ponernos en marcha, y entre otras, además de revisar el coche como siempre se aconseja, también examinar cuántas horas de luz vamos a recibir en el vehículo en marca. Más, después de permitirse el viaje en coche. Además, en las vacaciones el coche también recibe radiación no solo en marcha sino al estar aparcado si no disponemos de un aparcamiento. Estacionado es uno de los momentos en los que el vehículo recibe más horas de sol y ello puede afectar al interior, a la tapicería, los salpicaderos y eleva enormemente la temperatura.

Por eso en una preparación adecuada también consideraremos el poder instalar unas láminas de rechazo del calor e incluso unas lunas tintadas en el coche que nos permita aprovechar todo su potencial.

Por un lado tenemos que las láminas de rechazo del calor nos van a venir muy bien durante los viajes. Los pasajeros, si vamos en familia pueden ser niños, se verán menos sometidos a los rayos solares que durante periodos largos de conducción pueden afectarles e incluso necesitar protección solar. Las lunas tintadas ayuda a protegerles tanto de esos rayos solares como también para garantizar la discreción de quien vaya en la parte de detrás.

láminas para vehículos

Las de rechazo del calor además evitarán dos cosas: que la incidencia sobre los materiales del coche de los rayos solares y que puedan afectarles pero también ayudará a aumentar la eficiencia energética del propio coche. En verano sobre todo se dispara el uso del aire acondicionado y con láminas de rechazo del calor podremos ahorrar más dado que necesitaremos mucha menos climatización para tener un habitáculo a una temperatura regulada, por lo que los choques de frío/calor, además, son menores y nos protegerá de los posibles acatarramientos por cambios térmicos.

Por eso viajar protegidos en verano, también tiene que ver con las lunas del vehículo, sobre todo si somos responsables para con el medio ambiente y los pasajeros: usando láminas tintadas y de rechazo del calor en el vehículo.